Saltar al contenido

WALL•E – El robot que limpia la basura… se enamora

WALL•E es una película de animación dirigida por Andrew Stanton. En el futuro la Tierra ha quedado desolada y la vida ha dejado de nacer. Sólo un robot, encargado de limpiar la basura, se mantiene allí haciendo su trabajo. Pero todo cambiará cuando conozca a EVE.

WALL-ECréditos de WALL•E

  • Título original: WALL•E
  • Año: 2008
  • Duración: 103 minutos
  • País: Estados Unidos
  • Estudio: Pixar
  • Director: Andrew Stanton
  • Género: Animación, ciencia ficción, romance, humor, robots
  • Puntuación: 7,9 puntos

Argumento de WALL•E

En el año 2.800 la Tierra ha quedado desolada y sin vida. El único movimiento que hay es un pequeño robot construido para limpiar la basura, llamado WALL•E. Pero todo cambiará para él cuando conozca a una robot exploradora llamada EVE. Ambos viajarán por la galaxia para vivir una inolvidable aventura.

Mi opinión sobre WALL•E

Al principio no pensaba que fuera la obra de arte que sientes a terminar de ver esta película. Aun así tenía esa sensación de que podía ser algo grande. Sin diálogos, sólo recreando la vida de un pequeño robot ya causa fascinación. De hecho me recordó al humor mudo de Charles Chaplin, salvando las distancias. Después encuentra a la robot exploradora y se convierte en una preciosa historia de amor. Y finalmente se embargan en una aventura intergaláctica con guiños a 2001: Una odisea en el espacio. Una obra que se hace más redonda cuando te hace recordar otros clásicos del género.

WALL-E

La crítica de WALL•E

Homenaje al cine de ciencia ficción. Pero un homenaje que llega a lo más profundo de los corazones de los espectadores. Importa mucho lo que sientes al ver a este pequeño robot, casi tonto, pero lleno de sentimientos humanos. Casi parece una fábula, una metáfora de la vida, y todo ello acompañado de una música perfecta para la ocasión. Nos trae el mensaje de mantenerse fiel a sus principios, luchar por lo que uno quiere, soñar con un mundo mejor, amar con todas sus fuerzas… Tiene guiños a Matrix, Yo robot y 2001: Una odisea en el espacio. Mención a parte hay que darle al director Andrew Stanton, autor de otras memorables obras como Bichos o Buscando a Nemo. Un acierto de Pixar que se confirma al crear una obra tan grande prácticamente sin diálogos.

Comparte este artículo
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email