Viviendas adaptadas y accesibles

Las viviendas adaptadas y accesibles son aquellas que se adaptan a las exigencias de la mayoría de las personas. La cual, debe ser segura y cómoda. Asimismo, debe permitir Viviendas adaptadas y accesibles ser habitada en cualquier situación de movilidad, capacidades físicas y edad. Por tanto una vivienda accesible es para personas en todas condiciones.

La importancia de las viviendas adaptadas y accesibles

La accesibilidad es una cualidad fundamental del ámbito edificado o urbanizado. La vivienda es el área construida donde se pasa el mayor tiempo. Es el sitio que nos da abrigo, privacidad y bienestar. Sin embargo, de no haber accesibilidad puede haber aislamiento y malestar. Sobre todo, en personas que requieren ayuda.

La distribución de la vivienda puede constituirse en barreras para poder desplazarse. Inclusive hay que mencionar aquellas personas con disminución de la movilidad temporal. Por lo tanto, se hace indudable que todos se beneficiarían con una mayor accesibilidad.

Características de las viviendas adaptadas y accesibles

Asegurar la autonomía de los habitantes de una vivienda no es nada fácil. Una persona para estar libre no puede sentirse limitada porque posee una discapacidad.

Algunas formas de como poder minimizar las barreras son:

  • Garaje con espacio para poder hacer el traslado de la silla de ruedas al coche.
  • Los pasillos en las viviendas deben tener 1.5 m de ancho para poder transitar con una silla de rueda. En efecto, permitir que la silla pueda girar.
  • Cama con altura ajustable para permitir entrar más fácil.
  • Las puertas deben poder abrirse a más de 90 grados para posibilitar el paso de la silla de ruedas.
  • Colocación de rampas a la entrada de la casa facilita la entrada.
  • La sala de baño debe tener espacio suficientemente amplio. Con la idea de poder movilizarse con la silla o si necesitan otra persona que los ayude.
  • En el baño, específicamente la ducha debe tener barras de sujeción y un asiento en su interior.
  • Loa inodoro debe colocarse más alto de lo habitual, con la finalidad de sentarse sin dificultad.

Por tanto, es primordial promover diseños sencillos para todos los usuarios, de modo que estos puedan ser más independientes.

Automatización o domótica para la accesibilidad

La automatización abre un mundo de posibilidades para los discapacitados. En otras palabras, se puede manejar el hogar de manera independiente. De hecho, las personas con discapacidad mejoran su calidad de vida.

Dentro de los beneficios de la Domótica es que el usuario puede entrar a los sistemas de la casa con un solo interfaz. Por lo tanto, se pueden abrir puertas, regular las luces y conducir una grúa interna para traslados. De tal manera, se podrá reducir el grado de dependencia

Deja un comentario

Realiza la siguiente suma *