Toy Story 4

Toy Story 4 es una gran película, de la serie Toy Story. La encontramos entre las mejores películas de 2019. Woody seguirá siendo un dueño muy fiel a su niño, aunque en este caso haya sido relegado a un segundo lugar con la hija de Andy, Bonnie. Aun así luchará por hacerla feliz.

Créditos

  • Título original: Toy Story 4
  • Año: 2019
  • País: Estados Unidos
  • Duración: 100 minutos
  • Género: Animación, fantasía, aventuras, cine familiar, infantil, muñecos
  • Productora: Pixar
  • Dirección: Josh Cooley

Sinopsis de Toy Story 4

Woody, el vaquero favorito de Andy, ha sido relegado a un segundo lugar con su hija Bonnie. Sin embargo siempre ha tenido claro lo que tiene que hacer. Aunque ahora esté olvidado en el armario, seguirá luchando por la felicidad del niño al que te pertenece, en esta ocasión a la niña Bonnie.

Una buena secuela de Toy Story

Recordemos que la primera de las películas era poco menos que una obra de arte que maravilló a niños y adultos. Es una de esas pocas películas que se puede disfrutar en familia, porque entretiene mucho a los mas jóvenes, pero la trama es suficientemente interesante como para interesar a los adultos. Incluso las dos secuelas posteriores mantenían el nivel. Ya con una trilogía parecía suficiente, pero esta cuarta entrega tampoco baja demasiado el nivel. De hecho se sitúa de nuevo entre las mejores del año. Por tanto no es una continuación que sobra.

Toy Story 4

Toy Story 4: evoca a los sentimientos

Si en la primera entrega teníamos a Buzz Lightyear, el juguete perfecto que hacía competencia al favorito Woody, ahora tenemos a Forky. Éste es un engendro viviente, pero al que Bonnie tiene mucho carió porque lo ha creado ella con sus propias manos. Es fundamental para ella, ya que lo ha creado en su primer día de colegio, cuando no quería ir. Salió entusiasmada gracias a su nuevo juguete. Sin embargo es un juguete bastante desequilibrado, porque no entiende el mundo que le rodea y sólo quiere meterse en la basura. Pero Woody hará todo lo necesario para que se mantenga al lado de su dueña, Bonnie. Pero lo hace de forma tan emotiva, que incluso las tramas pueden hacer saltar lágrimas.

Nuevas tramas, personajes… pero la esencia igual

Vemos a nuevos personajes, una nueva niña como dueña de los juguetes, tramas… Hay amor, más aventura, tramas interesantes, ritmo frenético… Es una joya del cine. Si no fuera porque es todo animación, y no actores, estaríamos ante una de las mejores películas del cine. Sin embargo los dibujos siempre están infravalorados. Pero desde aquí pensamos que es una pequeña obra de arte, sólo ligeramente inferior de lo que fue la primera parte. Y eso, para ser una cuarta secuela, tiene mucho valor. Sin duda la saga se eleva a niveles estratosféricos.

Deja un comentario

Realiza la siguiente suma *